I CONGRESO MUNDIAL DE VITÍLIGO - MILÁN

I CONGRESO MUNDIAL DE VITÍLIGO - MILÁN
San Raffaele Congress Centre

miércoles, 19 de septiembre de 2018

XX Jornadas ASPAVIT ÁLAVA

     ESTA ES LA INFORMACIÓ, DE MOMENTO:
     Jornadas Aspavit Álava
Celebraremos nuestras XX Jornadas Aspavit Álava en Vitoria el día 20 de Octubre de 2018 en sesiones de mañana (10h a 14h) y tarde (16h a 18h).
Lugar: Centro Cívico Iparralde (Sala Polivalente)
Dirección: Plaza Zuberoa, esquina Reyes Católicos.
Vitoria-Gasteiz
Un abrazo y os esperamos.
Los interesados/as os podéis poner en contacto con nuestra Delegado en Álava o mandarnos un correo de confirmación a aspavit@hotmail.com
(Seguiremos poniendo información)
Un saludo

domingo, 22 de julio de 2018

Nuevo tratamiento en proceso para desfigurar la enfermedad de la piel, vitíligo

Nuevo tratamiento en proceso para desfigurar la enfermedad de la piel, vitiligo




John Harris y su equipo diseñaron ratones que desarrollaron vitíligo para que puedan probar nuevos tratamientos para la enfermedad. La despigmentación es visible en las orejas, los pies y la cola del ratón. John Harris , CC BY-SA
Soy médico-científico y director de Vitiligo Clinic and Research Center de la Facultad de Medicina de la Universidad de Massachusetts y he sido testigo del sufrimiento y la depresión de mis pacientes. Algunos están tan avergonzados de cómo se ven; se niegan a abandonar sus casas a la luz del día, renuncian a sus trabajos y pierden las relaciones. Algunos de los afectados por el vitiligo se han suicidado.
Empecé a estudiar el vitíligo en 2008 porque esta afección devastadora afecta aproximadamente al uno por ciento de todas las personas, más de 75 millones en todo el mundo, y los pacientes merecen mejores tratamientos. En un informe reciente publicado en Science Translational Medicine describimos una nueva terapia que está mostrando una promesa particular en ratones con esta enfermedad.

Tu piel tiene memoria

Los tratamientos existentes, como los esteroides tópicos y la fototerapia, que se usan "fuera de etiqueta" porque no han sido aprobados por la FDA para tratar el vitíligo, pueden ser efectivos para los pacientes. Estos tratamientos invierten la enfermedad al estimular la aparición de manchas marrones alrededor de los folículos pilosos dentro de los parches blancos afectados de la piel. A medida que estas manchas marrones aumentan en número y tamaño, se fusionan hasta que el parche blanco se reemplaza con el color de piel normal.
Los tratamientos actuales para el vitiligo implican estimular el recrecimiento de las células pigmentarias de los folículos capilares, lo que da como resultado puntos marrones alrededor de los pelos. A medida que estos puntos marrones crecen y se fusionan, los parches blancos desaparecen. John Harris , CC BY-SA
Esto toma entre uno y dos años, dependiendo de la ubicación del cuerpo que se está tratando. Sin embargo, en la mayoría de los casos, las manchas blancas reaparecen en el mismo lugar, a menudo tan solo un año después de suspender los tratamientos. Esta recurrencia puede ser tan devastadora como cuando aparecieron los parches blancos.
Queríamos descubrir por qué reaparecen estos puntos. Nuestro equipo de investigación sospecha que se forma "memoria" dentro de la piel cuando aparecen las manchas blancas, de modo que las manchas "saben" dónde regresar cuando se detienen los tratamientos. Trabajando por separado, nosotros y otros tres laboratorios dirigidos por Liv Eidsmo , Mary Jo Turk y Julien Seneschal buscamos la fuente de este recuerdo en la piel.
Estos otros tres laboratorios primero encontraron células en la piel del vitíligo de ratones o humanos que se parecían mucho a las células de memoria que protegen la piel de una segunda exposición a una infección viral, sugiriendo que el cuerpo "piensa" que está combatiendo una infección viral cuando "Falla" en las células normales del paciente, matando las células productoras de pigmento en la piel llamadas melanocitos y causando vitiligo. Estas células se llaman "células T de memoria residente".
Debido a que las respuestas inmunes a un virus actúan de forma similar a las respuestas inmunes que causan enfermedades autoinmunes, parece razonable que estas células también puedan ser la fuente de este resto de la memoria de la enfermedad en la piel.

La memoria de la enfermedad se puede borrar con un nuevo tratamiento

Usamos una técnica llamada ampollas en la piel para aislar el líquido de la piel y la piel directamente de las manchas de los pacientes con vitiligo y aislar las células de memoria que causan enfermedades para que pudiéramos analizarlas más de cerca. Al igual que en los otros laboratorios, también encontramos las células de memoria similares a virus, y también pudimos determinar que estas células se dirigían específicamente a los melanocitos. Planteamos la hipótesis de que si pudiéramos eliminar estas células de memoria de la piel con un nuevo tratamiento, los tratamientos para repigmentar la piel serían duraderos y posiblemente permanentes.
Luego probamos nuestra hipótesis en ratones que diseñamos específicamente para desarrollar vitiligo. Al igual que los humanos, los ratones también tienen células T de memoria, así que buscamos su "talón de Aquiles" para ver si podíamos eliminarlos sin dañar a otras células. Nuestro equipo descubrió que las células de memoria que causan vitiligo requieren una proteína especial llamada "IL-15" para sobrevivir. Inyectamos los ratones del vitiligo con un anticuerpo que bloquea la interacción de la proteína IL-15 con las células de memoria.
Después de unas pocas semanas descubrimos que el tratamiento eliminó las células de memoria de la piel del ratón, permitiendo que el pigmento marrón volviera en un patrón irregular, tal como lo vemos en los pacientes que responden a la terapia. Es importante destacar que solo dos semanas de tratamientos con anticuerpos causaron repigmentación que duró meses, lo que sugiere que esta estrategia, a diferencia de los tratamientos existentes, podría proporcionar un beneficio a largo plazo para los pacientes con vitiligo.
A la izquierda hay un ratón con vitiligo que recibió el anticuerpo de control. Después de 12 semanas, la cola permaneció blanca, sin pigmento. El ratón de la derecha también tenía vitíligo, pero se trató con el anticuerpo para bloquear la señalización de IL-15. Doce semanas más tarde, la cola fue repigmentada en gran medida. John Harris , CC BY-SA

Los ensayos clínicos en humanos pueden comenzar el próximo verano

Durante nuestro estudio, también descubrimos que las células T de memoria que causan vitiligo tanto en la piel humana como en la del ratón parecen requerir IL-15 más que otros tipos de células T, lo que significa que son más sensibles a los niveles de esta proteína. Esto es importante porque significa que podríamos ser capaces de eliminar selectivamente las células que causan el vitiligo sin dañar otras células inmunitarias importantes también. En los ratones tratados, las células causantes de vitiligo se volvieron indetectables, pero las otras células T responsables de combatir la infección permanecieron ilesas y presentes, lo que sugiere que nuestra terapia de anticuerpos podría ser más segura para el sistema inmune de lo que se pensaba.
En base a estos resultados, estamos trabajando con la Red de Inmunorregulación (ITN) financiada por los Institutos Nacionales de la Salud para desarrollar un ensayo clínico para evaluar este tratamiento con anticuerpos en pacientes humanos. Esperamos que podamos comenzar a reclutar pacientes el próximo verano.
Aunque este fármaco de anticuerpos solo se ha demostrado que funciona en ratones con vitíligo, nos complace probarlo en humanos porque podría representar un avance significativo con respecto a los tratamientos existentes. La asociación con ITN nos permitirá no solo probar si funciona para los pacientes de vitiligo, sino también cómo funciona. Esto nos ayudará a saber cuándo y en quién usar esta nueva terapia.

lunes, 5 de febrero de 2018

"Yale dermatologists successfully restore skin color in vitiligo patients"

 

Yale dermatologists successfully restore skin color in vitiligo patients

 By Ziba Kashef

Building on prior research that examined the use of an arthritis medication to treat vitiligo, a team of Yale dermatologists has successfully applied a novel combination therapy — the medication and light — to restore skin color in patients.
The study, led by associate professor of dermatology Brett King, M.D., was published in JAMA Dermatology on January 31, 2018.
King and his colleagues reported two cases of patients with significant loss of skin color from vitiligo, a chronic autoimmune disease that destroys skin pigment, leaving white splotches where there had been color. For King’s patients, standard treatments, such as steroid creams and light treatment, had failed to restore pigmentation. To address these difficult cases, the research team combined the medication, tofacitinib, with narrow band ultraviolet B light therapy. In recent experiments, King and Dr. John Harris, a dermatologist at University of Massachusetts-Worcester, had shown that tofacitinib keeps the immune system from attacking the skin cells that manufacture melanin pigment (color), and light stimulates pigment-making cells to restore color to the skin.
After a few months of the combination therapy, there was remarkable improvement, report the researchers: One patient saw near-total restoration of skin color on her face, neck, chest, forearms, and shins. The other patient experienced similar success.

A trio of photos of a vitiligo patient over the course of tofacitinib treatment.
Left to right: Dr. King’s vitiligo patient at the beginning of treatment, and at three and six months later.
While more research is needed, the study highlights another advance by the Yale team in treating this and other stigmatizing skin conditions. “These findings will define treatment of vitiligo in the future,” King said.
Other Yale authors are Sa Rang Kim, Henry Heaton, and Lucy Y. Liu. King has served on advisory boards or is a consultant for Celgene, Eli Lilly and Company, Concert Pharmaceuticals Inc., and Pfizer Inc.
Individuals with vitiligo should consult their personal physicians about this treatment.